Suscribase a mi blog, escriba su correo electrónico en el recuadro.

jueves, 23 de mayo de 2013

En memoria de mi Papá quien falleció el 18 de Mayo de 2013


Propiedad Intelectual, Todos los Derechos Reservados
Luís Manuel Can Rosel ©2013.
Autorizo la reproducción total o parcial de ésta frase, artículo, ensayo, reflexión y/o cita por cualquier medio, sea electrónico o impreso con la condición de que no se modifique su contenido, ni su esencia y dar el crédito citando el nombre del autor y la fuente. Agradeciendo nos envíe un mensaje a cualquiera de los siguientes correos electrónicos: cr.luismanuel@gmail.com - luismanuelcr@hotmail.com - para conocer el lugar donde es reproducido lo extraído de éste blog.
Sígame por Facebook: luismanuelcanrosel y por Twitter: @luismanuelcr

domingo, 12 de mayo de 2013

Tres cosas que cambian en tu cerebro cuando meditas

Por Elena Sanz (06/05/2013)

Empatía. Cuando meditamos aumenta de manera notable la actividad neuronal en áreas del cerebro implicadas en la empatía, es decir, en la capacidad de ponernos en el lugar de los demás. Concretamente, científicos de la Universidad de Emory usaron resonancia magnética para estudiar el cerebro de personas que meditaban y comprobaron que, en comparación con quienes no lo hacían, tenían más activas las neuronas de la corteza dorsomedial prefrontal y el giro frontal inferior, dos estructuras que participan en el reconocimiento del estado emocional de las personas que nos rodean.

Aprendizaje. Según recogía hace poco un artículo de la revista Mindfulness, investigadores de la Universidad George Mason (EE UU) han demostrado que practicar meditación antes de clase ayuda a que los estudiantes universitarios se concentren mejor y retengan mejor los contenidos que imparte el profesor, por lo que recomiendan meditar durante 6 minutos antes de entrar al aula. 

Conexiones. La meditación aumenta la plasticidad neuronal y mejora la coordinación entre las células del cerebro, según un reciente estudio publicado en la revista PLOS One basado en resonancia magnética cerebral con espectroscopia, una técnica que permite medir sustancias químicas en una determinada región del cerebro. Los autores del trabajo identificaron un incremento significativo de la conectividad a nivel de las fibras de la sustancia blanca, que comunican ciertas estructuras profundas, como el tálamo, con la corteza parietal superior izquierda, la parte del cerebro que controla la consciencia de uno mismo. Además, los experimentos revelaron que el mioinositol está aumentado en el cíngulo posterior de los meditadores. Este cambio neuroquímico podría ayudar a regular la respuesta inmune y reducir la ansiedad y la depresión, según los investigadores.


Propiedad Intelectual, Todos los Derechos Reservados
Luís Manuel Can Rosel ©2013.
Autorizo la reproducción total o parcial de ésta frase, artículo, ensayo, reflexión y/o cita por cualquier medio, sea electrónico o impreso con la condición de que no se modifique su contenido, ni su esencia y dar el crédito citando el nombre del autor y la fuente. Agradeciendo nos envíe un mensaje a cualquiera de los siguientes correos electrónicos: cr.luismanuel@gmail.com - luismanuelcr@hotmail.com - para conocer el lugar donde es reproducido lo extraído de éste blog.
Sígame por Facebook: luismanuelcanrosel y por Twitter: @luismanuelcr

lunes, 6 de mayo de 2013

Lo que Descubrí Hoy en Mi

Autor: Luís Manuel Can Rosel


Descubrí que mis pensamientos y mis recuerdos no agradables me lastiman, porque yo permito que me lastimen.

Descubrí que realmente yo mismo me estoy haciendo daño, por recordar siempre en el daño que me causaron.

Me doy cuenta que todo lo que me sucedió, no es nada grave, y que únicamente yo permitía a mis pensamientos que me torturaran.

Me doy cuenta que puedo estar bien por mí mismo, y que no dependo de nadie para estar y sentirme bien.

Que todo lo que sucedió es para que yo aprenda a no volver a cometer los mismos errores, y apreciar que la vida hay que vivirla en paz conmigo mismo.

La vida, es la misma naturaleza, y yo soy parte de ésta naturaleza, y si la vida sigue, Yo ¿Por qué tengo que detenerme?
Vivir la vida, es saber que tengo que conectarme siempre con la naturaleza, detenerme a mirar al sol cuando está amaneciendo, y por las noches mirar las estrellas, la luna, pararme frente al mar y sentir el aire, la brisa, el viento, mirar a las hormigas como juntas se ayudan, como las abejas recolectan en muchas flores, como los peces se desplazan sin preocupaciones en el océano, escucharla, sentir como vibra la naturaleza porque está viva, que a pesar que está siendo destruida poco a poco por el mismo ser humano, no se doblega, no se rinde y nos da aún más de su vida, sin darnos cuenta.

¿Por qué no disfrutarla, amarla y vivirla? Porque hemos olvidado que somos parte de la naturaleza.

Y en algún momento de nuestras vidas la hemos disfrutado, ¿Recuerdas cuándo?, cuando eramos unos niños.

La naturaleza, nos da todas las soluciones a nuestros problemas, solo contáctala.

Chelém, Progreso, Yucatán, México.
Domingo 3 de Febrero de 2013.

Propiedad Intelectual, Todos los Derechos Reservados
Luís Manuel Can Rosel ©2013.
Autorizo la reproducción total o parcial de ésta frase, artículo, ensayo, reflexión y/o cita por cualquier medio, sea electrónico o impreso con la condición de que no se modifique su contenido, ni su esencia y dar el crédito citando el nombre del autor y la fuente. Agradeciendo nos envíe un mensaje a cualquiera de los siguientes correos electrónicos: cr.luismanuel@gmail.com - luismanuelcr@hotmail.com - para conocer el lugar donde es reproducido lo extraído de éste blog.
Sígame por Facebook: luismanuelcanrosel y por Twitter: @luismanuelcr